Padrón de beneficiarios por dependencia

El Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia del Estado de Jalisco, es un organismo público descentralizado con personalidad jurídica y patrimonio propios, encargado de la asistencia social pública y demás funciones que le asigna el Código de Asistencia Social del Estado de Jalisco y las demás disposiciones legales aplicables. Sus poblaciones objetivos son las familias, el apoyo alimentario, personas con discapacidad, los adultos mayores y la niñez.

, , , ,

Programas de la dependencia:

Otorgar atención a familias que presentan problemática social (desempleo, abandono, maltrato, adicciones, migración, violencia intrafamiliar), con apoyos como alimentación, apoyo en renta, medicamentos, vestido, enseres domésticos, transporte, servicios funerarios y otros más, que se requieran en casos urgentes o a familias en situación crítica, presentados en la población en condiciones de pobreza, desempleo, abandono, violencia y/o maltrato, con discapacidad, sin seguridad social y/o en contingencias, logrando disminuir su problema social a través de la reeducación, orientación, sensibilización y prevención de posibles problemáticas futuras.
Actores Sociales 2017-B

Fortalecer la atención y capacitación de personas con discapacidad, mediante diversas modalidades (Clínica de Atención Especial de Conducta y Síndrome Down, Centro de Rehabilitación Integral, Coordinación para la Atención en Rehabilitación Física en el Estado, Centro de Atención para Niñas y Niños con Discapacidad Intelectual Cien Corazones y Centro de Desarrollo de Habilidades para la Vida), con calidad y calidez.
Actores Sociales 2017-B

Se brinda atención individual a niñas, niños y adolescentes, a través de equipos interdisciplinarios especializados en la atención de las adicciones, embarazo y maternidad adolescente. Se cubren necesidades básicas de alimento, estancia temporal, vestido, calzado, inscripciones, útiles escolares, uniformes, medicamentos, así como estudios de laboratorio y de gabinete, conforme a la valoración de los casos. Se realizan visitas y entrevistas con familiares para los planes de intervención. Implementación de campamentos y centros de atención para niñas, niños y adolescentes en condiciones de vulnerabilidad o situación de riesgo.

Este programa tiene tres variantes principales: una de ellas es la entrega mensual a menores de 5 años no escolarizados, de una dotación de alimento que equivale a 14 litros de leche semi descremada, siendo la porción de ingesta por día por menor, haciéndola llegar como prioridad en la poblaciones que existe pobreza y vulnerabilidad, apoyando a la nutrición y desarrollo de los menores en la primera etapa de su vida. 
 
Otra variante es para apoyar a los sujetos vulnerables (niños, adolescentes con desnutrición, mujeres embarazadas en periodo de lactancia, adultos mayores, personas con discapacidad, y mujeres maltratadas y en abandono), que ganen menos de dos salarios mínimos, contribuyendo a mejorar su economía familiar y su alimentación, otorgándoles despensas con productos básicos y pláticas de orientación alimentaria que fomenten los buenos hábitos alimentarios y coadyuvar así a mejorar su calidad de nutrición.
 
La 3er variante son los desayunos escolares, dirigido a niños escolarizados, de 3 a 12 años de edad, proporcionándoles un alimento diario durante las horas de clases, que consiste en un desayuno frío (leche y galleta o palanqueta), o caliente (guiso preparado por las mismas mamás de los niños dentro del plantel, donde una parte de los ingredientes los pone el Sistema DIF Estatal y la otra parte, los padres de familia).
 

Atender a las necesidades básicas de salud, socioculturales, recreativas y formativas a los adultos mayores, con la finalidad de contribuir a un desarrollo integral que dignifique su vejez y su integración familiar y social. A través de apoyo alimenticio, despensa, apoyo asistencial y económico: enseres domésticos, implementos para rehabilitación, insumos para higiene, asesoría psicológica, así como actividades recreativas, ocupacionales, culturales y deportivas en sus centros de día. En sus cuatro modalidades:

  1. Centros de convivencia y alimentación para adultos mayores y grupos prioritarios
  2. Envejecimiento activo en participación de grupos
  3. Centros de día
  4. Casa hogar para mujeres

El programa busca fortalecer la operación SMDIF, a través del mejoramiento de la infraestructura, la rehabilitación y el equipamiento de espacios alimentarios, contribuyendo a la atención de las personas con inseguridad alimentaria en las comunidades y municipios con mayor vulnerabilidad social de Jalisco, mediante acceso a la alimentación, promoviendo la participación comunitaria voluntaria, así como el desarrollo e impulso de procesos autogestivos a los beneficiarios indirectos del apoyo, contribuyendo además a los objetivos de la Cruzada contra el Hambre.

Contribuir a mejorar las condiciones de inseguridad alimentaria en las localidades de alta y muy alta marginación, fomentando las mismas oportunidades para hombres y mujeres como generadores de condiciones de equidad y bienestar, mediante acciones de capacitación y teniendo como motor fundamental la participación activa, organizada, sistemática, decidida y comunitaria para la transformación de sus condiciones de vida. El apoyo se entrega en dos modalidades:

  1. Comunidad diferente: Se otorgan servicios de orientación, asesoría y capacitación técnica en la gestión e implementación de proyectos sociales y productivos, tales como huertos familiares, granjas de traspatio, entre otros.
  2. Apoyos sociales para el combate a la pobreza: Entrega de apoyos sociales para el combate a la pobreza, dirigidos a la población de Jalisco, conforme a los criterios y objetivos de cada apoyo.

El programa está dirigido a niñas, niños y adolescentes de educación básica, proporcionándoles un alimento diario durante las horas de clases, que consiste en un desayuno frío o caliente (este último preparado por las madres y padres de los beneficiarios, dentro del plantel escolar).

Estrategia que busca crear las condiciones para el bienestar de las familias desde una perspectiva de género, reconociendo e impulsando a las mujeres como un factor determinante para el desarrollo social, a través de una conjunción institucional de oferta de acciones permanentes para mejorar la calidad de vida de los hogares jaliscienses.
 
Mujeres Avanzando Rumbo al Bienestar, brinda herramientas de capacitación y apoyo a mujeres de 14 a 49 años de edad; en temática de procesos autogestivos enfocados a la alimentación, producción, salud y al empoderamiento de la mujer, mismos que permitan a las participantes de esta estrategia, ser generadoras del cambio de su entorno familiar y social.
 

El programa tiene como finalidad apoyar a niñas y niños de 1 a 4 años 11 meses de edad del estado de Jalisco, que se encuentran en condiciones de mala nutrición y vulnerabilidad. Se basa en la entrega de una dotación de alimentos que incluye: 8 litros de leche semidescremada adicionada con vitamina A y D. 250 g. de cereal integral POP fortificado sin azúcar. 1 K. de avena en hojuelas. 500 g. de frijol. 500 g. de lenteja chica acompañado de acciones de orientación alimentaria y aseguramiento de la calidad.

Está dirigido a niños, niñas y adolescentes de entre los 6 y los 17 años 11 meses de edad, que presenten situaciones de riesgo psicosociales, como son: adicciones, embarazo infantil y/o adolescente, migración, trabajo, abuso sexual, conflictos con la ley o situación de calle. Estas problemáticas son atendidas a través de acciones preventivas como: talleres socioformativos, actividades culturales y/o recreativas y apoyos escolares y/o recreativas y apoyos escolares y/o de capacitación, según se requiera.

Generar acciones de representación en coadyudancia o suplencia a niñas, niños y adolescentes, en procedimientos jurisdiccionales y administrativos, restitución de derechos y ratificaciones de actas de nacimiento, así como acciones en temas de pricología, de capacitación, orientación, intervención y apoyos a dependencias.